miércoles, 15 de enero de 2014

Ruego y a quien proceda: Manifiesto y solicito.

Ante todo lo aparecido en prensa estos últimos días, cuestión que deja en entredicho la conducta gestora y de representación del colectivo de profesionales enfermeros de este país identificada en la figura de quien, a pesar de diversas sentencias, procesos, recursos y pronunciamientos del Tribunal Supremo es reconocido presidente del Consejo General de Colegios de Enfermería (CGE), Máximo González Jurado, MANIFESTO:


-Que entiendo que la presunción de inocencia y el respeto a las instituciones está por encima de cualquier especulación oportunista y sin potencial fundamento.


-Que deben ser las investigaciones y tribunales, llegado el caso y si así cualquier proceso judicial de los abiertos en este país lo requiriese, quien aclare cualquier conducta o actuación que se haya desviado de las funciones propias y el correcto ejercicio de representación que nuestra profesión necesita, soportado en una figura y cargo elegido por la Asamblea de dicho Consejo como es el de su presidente.


-Que, a la vez, y ante la recurrente presencia de D. Máximo González Jurado en los últimos años en prensa relacionado con entornos investigados y en definitiva bajo las sospechas de una conducta alejada de lo correcto, supuestamente apoyada en el Consejo y su estructura de empresa para beneficio propio (hasta ahora cuestiones nunca demostradas ni imputadas a este señor), el daño que la institución y el colectivo profesional enfermero pueda estar recibiendo por este motivo es ya excesivo y difícil de cuantificar en muchos sentidos, sumándose a la denostada imagen y situación de mínimo respeto laboral y social que la Enfermería como profesión merece y ante lo que se considera que debería ser una inmaculada representación ajena y fuera de intrigas, dudas, acusaciones de cualquier tipo, potenciales especulaciones y/o conductas de las referidas que pudieran demostrarse.


Por ello, y entendiendo que en este sentido asistimos atónitos a cuestiones que escapan, al menos, a lo que debería ser un normal funcionamiento de las instituciones, y ante los derroteros por los que ahora pueda discurrir este “estado de las cosas” y que siga dañando nuestra profesión, como enfermero en ejercicio desde hace 22 años SOLICITO:

A la Asamblea del Consejo auspiciada en los presidentes de los distintos Colegios Provinciales que la componen y como primeros y más directos representantes del ordenamiento profesional enfermero y de las enfermeras de este país, a los sindicatos representativos en el sector sanitario y enfermero, a la Administración misma que reconoce a nuestra profesión y nuestra labor como pilar fundamental del sostenimiento del sistema sanitario, a jueces o a “causas judiciales abiertas” que pudieran comprometer y/o estar relacionando a González Jurado con cualquier cuestión investigada por las mismas y, en última instancia a él mismo que, en un ejercicio de transparencia y por los motivos expuestos, se posibilite la aclaración de todas estas cuestiones y de forma definitiva, por los medios que sean necesarios y que se arbitren para ello sin ningún obstáculo, apartándose o siendo apartado de esa presidencia del CGE a expensas de la resolución, esclarecimiento y/o definitiva desvinculación de estas cuestiones.

Antonio J. Valenzuela.


No hay comentarios: